Y al final

mayo 21, 2009

Permite
que te invite
a la despedida.
No importa
que no merezca mas
tu atención.
Así se hacen las cosas
en mi familia,
así me enseñaron a que
las hiciera yo.
Permite que te dedique
la ultima linea,
no importa que te disguste
esta canción.
Así mi conciencia
quedara mas tranquila
así en esta banda
decimos adiós.
… y al final
te ataré con todas mis fuerzas
mis brazos serán cuerdas
al bailar este vals.
… y al final
quiero verte de nuevo contento
sigue dando vueltas
si aguantas de pie.
Permite que te explique
que no tengo prisa,
no importa que tengas
algo mejor que hacer.
Así nos podemos pegar
toda la vida,
así si me dejas
no te dejare de querer.
…y al final te ataré
con todas mis fuerzas
mis brazos serán cuerdas
al bailar este vals.
…y al final
quiero verte de nuevo
contento sigue dando vueltas
si aguantas de pie.

E. B-Y al final-

Anuncios

“Pero entonces bailaban por las calles como peonzas enloquecidas, y yo vacilaba tras ellos como he estado haciendo toda mi vida, mientras sigo a la gente que me interesa, porque la única gente que me interesa es la que está loca, la gente que está loca por vivir, loca por hablar, loca por salvarse, con ganas de todo al mismo tiempo, la gente que nunca bosteza ni habla de lugares comunes, sino que arde, arde como fabulosos cohetes amarillos explotando igual que arañas entre las estrellas”. On the Road- Jack Kerouac

es hacer un viaje

que vivía en mi cabeza

ponerlo en la carretera

y acelerar

con los arcenes

tatuando

la línea de mis ojos

el Cielo es una señal de carretera

l

despedida

diciembre 25, 2008

–               -“Sólo muriendo flotas sobre la corriente” Haruki Murakami. Crónica del pájaro que da cuerda al mundo.

Cuando te hayas marchado, volveré otra vez a mis cosas.

Pensaré que no me quieres, o que qué se yo, alguna historia que me duela.

De nuevo dejaré de respirar al oir tu nombre. Me agarraré las rodillas con los brazos. Me volveré muda.

Cuando te hayas marchado, no voy a contarle a nadie toda esta espera.

No diré:” mira ahora las cosas son así y hay que seguir” no diré: “esta noche dormiré sobre tu pecho”

Volveré a casa por la noche llena de afueras.

Pondré de nuevo esa canción para hacerme fuerte. Y seguiré tirando piedras contra la última frontera.

Y estaré otra vez en guerra.

Porque no duraré. Yo no duraré. Me voy como el viento.

Y pensaré en tu boca.

En el niño enorme de la sonrisa partida.

Me pondré de puntillas de nuevo para besarte.

Besar aire.

Y de nuevo con las venas a la calle.

Y buscar el sol de invierno.

Somos tan leves.

Vivir.

No hay para mí otra libertad. No conozco otra.  Sólo tenerte enfrente.

Y mientras te veo bailar bajo la lluvia,  comprendo que sólo quiero volver a verte reír.

No estás perdido.

Y yo..

Cuando te vayas, sólo voy a llevarme tu risa.

Déjame.

Estaré sentada en mi ventana, con los pies del lado que no es, ya sabes. Fumando mañanas.

Ójalá..

“Júrame tu risa, yo a cambio sabré esperar
seco como el campo que hemos de sembrar”.
El último de la Fila.

l